Monthly Archives: Febrero 2017

Invernales haikus bélicos

 

En la nieve,
como a una bestia
lo matamos.

Hasegawa Sosei

***

Batalla ganada,
entre tanto silencio
está nevando.

Fura

***

Noche de nieve.
Pronto los centinelas
se vuelven blancos

Sumio

***

Oscura la noche fría,
acabada la batalla,
conservo la vida.

Sosei

***

Sin poder dormir
una hoguera nocturna
rodeamos.

Sosei

Fuente:
Seiko Ota & Elena Gallego: Haikus de guerra. Hiperión. Madrid, 2016

Share

Natsume Sōseki

El pasado 9 de febrero se cumplió el 150 aniversario del nacimiento de Natsume Soseki (1867-1916). Fluir con sus haikus es un buen modo de celebrarlo.

***

uzumorete
wakaba no kaka ya
mizu no oto

Bajo la joven fronda
fluye escondido el río:
su agua resuena.

fuki-agete
too yori ue no
ochiba kana

Cayeron hojas,
y el viento las encumbra
sobre las torres.

(Trad. Fernando Rodríguez-Izquierdo y Gavala)

Share

Kaibun

1

Seis…
Eco dará doce
Si es

2

Albor
Negra margen
Robla

3

Leí mal
Soporta tropos
La miel

回文

Share

¿Haikus de amor?

Amigas y amigos de este blog:

Como regalo de San Valentín, le invito a leer esta entrada de mi primer blog. Tiene una recopilación de haikus en los que el amor está presente de un modo u otro. Los comentaristas aportan sus propios haikus y valoraciones muy estimulantes en torno a este asunto. Quienes no tengan acceso a internet y estén interesados en recibir la información, pueden hacérmelo saber con un comentario aquí y yo se la enviaré, vía correo electrónico.

Saludos desde Alamar.

***

Kiri ni kanashi to
kokoro toke futari
soiyukeri

霧にかなしと心とけ二人そひゆけり
ISSÔ

En la bruma tristemente
dos que caminan fundiendo
en uno sus corazones

Traducción: Vicente Haya

Share

Una mañana agradable

ENCUENTRO CON ESTUDIANTES NORTEAMERICANOS 1

Como parte del intercambio académico entre la Universidad de las Artes-ISA y Lewis & Clark College de Portland, sostuve un encuentro con un grupo de estudiantes de ésta última institución. Les hablé del haiku en Cuba y otros países de habla hispana. Leímos textos de Jack Kerouac y Richard Wright. Evocamos a Thoreau, Whitman, Emerson y José Martí. Una mañana agradable.

Share

Tarde de febrero

Cigua_Dulus_dominicus 1

En la tarde anduve con los perros por el área verde en las cercanías del río Isabela.

Me interné por sendas que sólo ahora, en la época de sequía, se hacen transitables. Los matojos conservan sus flores secas y el verdor de la yerba comienza a marchitarse.

Aún así hay espacios de yerba tupida, donde Bu, el galguito joven, parecía flotar en los brincos de su veloz carrera.

Y entre la maleza, qué bueno encontrar una corriente de agua, clara y silenciosa, que deja ver las piedrecitas tranquilas de su fondo.

Ya cayendo el sol retornamos. Acompañados por la brisa.

Canto de ciguas.
Los perros, detenidos,
olfatean.

El agua clara.
Donde se ve la tierra
y se ve el cielo.

Rafael García Bidó
(Santo Domingo, República Dominicana)

Share

Una pelota

Paloma en la fuente_Ladyrene Pérez_Cubadebate

Una pelota
interrumpe el retozo
de las palomas

La irrupción de la pelota sugiere la presencia de niños. Podemos incluso imaginar un parque o una plaza; descubrir el contraste entre el juego infantil y las travesuras nupciales de las aves. Un juego truncando el otro. Sin embargo, el intento no me satisface del todo si lo asumo como haiku. Es una llana afirmación dividida en tres versos. A pesar de que la “interrupción” aporta cierto dinamismo, es una escena contínua. Uno siente que sería más eficaz si hubiera logrado la yuxtaposición de dos imágenes. Quién sabe…

Share

Senryu de Año Nuevo

Utamaru-danza de año nuevo1

Hace dos siglos, el pueblo de Edo llevaba una vida social y familiar plenas, en armonía con las estaciones y las correspondientes labores humanas. Cada evento u ocasión tenía su sabor, al cual el senryu añade su sazón especial. Podemos decir que quien ve y aprecia la vida anual del pueblo con ese ojo amorosamente malicioso, lo conoce mucho mejor que lo que él se conoce.
Aún existe en Japón la costumbre de trabajar tan poco como sea posible en Año Nuevo y tampoco discutir, reñir o apesadumbrarse en este día.

ANÓNIMO

Ganjitsu ni naku wa nanasai miman nari

El que grita en Año Nuevo,
aún no ha cumplido
los siete años.

***

ANÓNIMO

Ganjitsu no kogoto nama yoi nareba nari

¡Refunfuña
en Año Nuevo!
Aún está medio borracho.

***

ANÓNIMO

Ganjitsu ni ikeshâshâ to yamigaeri

Día de Año Nuevo:
el descarado
resucitó.

Cierto hombre simplemente no podía pagar sus deudas el 31 de diciembre, así que se fingió muerto. El acreedor no pudo cobrarle a la mujer que estaba simulando los alaridos. Pero al día siguiente, Año Nuevo, se encontraron y el acreedor gritó: “¡Pensé que estaba muerto!” “¡Así fue, pero resucité hoy!” Esta parece una historia improbable, pero tomando en consideración que ocurre en el período Edo y conociendo las costumbres de Año Nuevo, así como el carácter de los japoneses, no es del todo increíble.

***

ANÓNIMO

Ebisukô shigonichi hone wo shaburaseru

Fiesta de Ebisu.
Tendrán que chupar huesos
por varios días.

El 20 de enero, en las tiendas japonesas celebran la festividad de Ebisu, el dios de los negocios. Los tenderos hacen una fiesta para sus conocidos, familiares, clientes y criados. El amo no debe reñirles a éstos últimos en esa jornada. Durante los cuatro o cinco días que siguen a la fiesta, los criados tienen que comer las sobras de la comida.

Fuente:
R. H. Blyth: Japanese Life and Character in Senryu. Hokuseido Press. Tokyo, 1960
Traducción y selección: JB

Share